agronoticias.es

La búsqueda de nuevas soluciones de envasado que reduzcan el uso de materia prima a la vez que aportan otros beneficios como alargar la vida útil de los productos es la tónica de INDESLA PACKAGING. Fruto del trabajo en esta línea surgen las bandejas termoselladas con ventilación lateral con capacidades desde los 125 hasta los 500 gramos e ideales para frutos rojos y uva. Todos estos envases están fabricados en rPET, plástico reciclado y reciclable.

El termosellado, una tendencia cada vez más implantada en el envasado de fruta, permite una reducción del consumo de plástico de hasta un 30 %. No obstante, conscientes de que no todos los productores de fruta disponen aún de la tecnología necesaria para este tipo de cierre, INDESLA ofrece la posibilidad del uso de una tapadera completamente plana que simula el termosellado.

Por su parte, la ventilación lateral supone una ventaja competitiva ofrecida actualmente solo por dos fabricantes, entre los que se encuentra INDESLA. Estas perforaciones optimizan la circulación a través de la bandeja, lo que acelera el proceso de preenfriamiento y reduce los costes asociados. Al mismo tiempo, la mejora en la ventilación de la fruta, que se enfría más rápidamente, se traduce en una ralentización del proceso de maduración, lo que alarga su vida y la posibilidad de aumentar la distancia de exportación. También se consigue la eliminación de la condensación de vapor, por lo que se evitan las enfermedades provocadas por la humedad, como los ataques fúngicos.

El objetivo de INDESLA es hacer extensible esta innovación a todo su catálogo de productos y poder ofrecer, incluso, opciones a medida según el tipo de fruta. "Esto solo es un primer paso hacia un conjunto de soluciones más sostenibles y personalizadas que ayuden a conservar mejor la fruta", afirma Alessandro Putin, gerente de la empresa alicantina.

Cumplimiento de los requisitos de países como Brasil o Canadá
Otras cuestiones que se han tenido en cuenta a la hora de desarrollar estas bandejas termoselladas con ventilación lateral son los requisitos para poder exportar fruta al continente americano. "El diseño de las perforaciones laterales cumplen con las demandas de países como Brasil, Canadá o Estados Unidos, que requieren una ventilación mínima lateral en los envases para la importancia de la fruta en el país", explica Putin. Fuente y Foto: Indesla