Junio es uno de lo meses de mayor exportación de frutas en el panorama hortofrutícola español, abarcando una amplia gama de productos y destacando especialmente la sandía, el melón y la fruta de hueso, que representan el 56% del volumen de frutas exportado por España en 2019.

La sandía es la fruta más exportada en junio, con volúmenes que han crecido fuertemente en los últimos cinco años, pasando de las 156.000 toneladas exportadas en junio de 2015 a las 277.338 toneladas del año pasado. La fuerte progresión de la sandía se ha producido también en campañas completas pasando de 654.000 toneladas en 2015 a 910.927 toneladas en 2019, según datos del Departamento de Aduanas, procesados por FEPEX. Andalucía es la primera comunidad autónoma exportadora con 469.736 toneladas en 2019, un 9% más que en 2018, con un valor de 219 millones de euros (-5%), seguida de Comunidad Valenciana, con 182.674 toneladas (-6%) y 86,4 millones de euros (-11%) y Murcia, con 179.319 toneladas (+2%) y 77.2 millones de euros (+3%)

El melón es otra de las frutas más vendidas al exterior en junio, con 105.345 toneladas en 2019, registrando también una evolución positiva en los últimos cinco años, pasando de 101.000 toneladas en 2015, un 4% más. En cuanto a los años completos, las exportaciones de melón también han subido, pasando de 434.599 toneladas en 2015 a 455.783 toneladas en 2019, un 5% más.

La de hueso es también una fruta típica de la producción y exportación del mes de junio. El melocotón es la más vendida al exterior en este mes, con 73.323 toneladas en 2019, seguida de nectarina con 68.036 toneladas, albaricoque con 33.211 toneladas, cereza con 14.041 toneladas y ciruela con 11.128 toneladas. Comparando las exportaciones del mes de junio de los últimos cinco años se ha producido un ligero descenso en melocotón, nectarina y ciruela desde 2015 a 2019. La exportación de melocotón en junio de 2015 ascendió a 81.914 toneladas, la de nectarina fue de 99.506 toneladas y le ciruela fue de 16.656 toneladas. Por el contrario, las exportaciones de albaricoque y cereza del mes de junio del año pasado han crecido con relación a las de junio de hace cinco años, un 5% y un 7% respectivamente.

Comparando las campañas completas de las distintas especies de fruta de hueso en los últimos cinco años, la exportación de melocotón ha subido un 5%, desde las 379.340 toneladas de 2015 a las 399.861 toneladas de 2019; la de albaricoque ha subido de 89.842 toneladas a 92.833 toneladas, un 16% y la de cereza ha pasado de 26.371 toneladas en 2015 a 28.928 toneladas en 2019, un 10% más.

Respecto a las exportaciones de nectarina han descendido un 9% en los últimos cinco años, pasando de 470.162 toneladas a 428.951 toneladas y las de ciruela se han reducido un 13%, situándose en 94.223 toneladas, según datos del Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales, procesados por FEPEX.